Un TF tono fascinante duradero y seguro

Un TF tono fascinante duradero y seguro

A todas nos gusta tener un tono fascinante, pero si no sabemos tomar las precauciones necesarias, además de hacernos mal lo más probable es que nuestro bronceado se desvanezca antes incluso que un autobronceante.

Al igual que cuando quieres adelgazar, las dietas express no sirven de nada, en este caso la lógica es la misma: tomar sol con aceites mágicos solo hará que el despellejado sea evidente y las arrugas aparezcan con anticipación.

Si quieres obtener un tono fascinante duradero y sin dañar tu piel tienes que seguir estos tips:

-Prepara tu cuerpo con por lo menos 10 días de anticipación, mediante una alimentación rica en betacarotenos para que se active la melanina de tu cuerpo, hormona que nos otorga el color bronceado. Alimentos como zanahorias, mangos y verduras de hoja verde son ideales para esto.

-Cuida que tu piel esté limpia, hidratada y sin rastro de maquillaje.

-No uses productos con alcohol, como perfumes o desodorantes, porque te pueden salir manchas.

-Cuando compres protector solar elige un factor adecuado para tu piel. Ojalá de una marca conocida y que no sea menor a factor 15.

-Aplícatelo media hora antes de la exposición, con la piel completamente seca.

-Tienes que ser generosa con el bloqueador en las partes más sensibles de tu cuerpo: cara, párpados, cuello, escote, orejas, hombros, empeine e incluso la planta del pie.

-Refuerza la aplicación del filtro solar cada 30 minutos y aquellos resistentes al agua, cada 90 minutos.

– Protégete los labios y cicatrices con bloqueadores especiales y los ojos con anteojos de sol.

-Nunca uses bebidas colas como bronceador ya que, además de no ofrecer protección, pueden incrementar el daño solar.

-Los primeros 3 o 4 días, toma sol por 15 minutos y no más. Con el paso de los días  amplía lentamente el tiempo de exposición a medida que vayas obteniendo el color dorado, pero sin sobrepasar las 2 horas. ¡El tono durará mucho más y estarás cuidando tu piel!

-El tono de piel es un factor que puede permitir un mayor tiempo de exposición. Sin embargo, las pieles oscuras no están libres del daño solar y las blancas son evidentemente más susceptibles.

-NO tomes sol entre las 11:00 de la mañana y las 4:00 de la tarde, porque los rayos solares son muy fuertes y aunque estés protegida, te dañarán la piel de igual manera y pueden perjudicar tu bronceado.

-Toma agua constantemente para mantenerte hidratada y tu piel siga generando melanina, la hormona que te da el color.

-No estés mucho tiempo quieta bajo el sol, ya que si te mueves obtendrás un bronceado más parejo.

-Los días nublados tienen casi las mismas radiaciones solares que uno despejado, así es que no dejes de usar bloqueador.

-Luego de una ducha, aplícate una crema after sun que relaje e hidrate la piel. De esta forma, tu bronceado durará más todavía.

-En la cara y los ojos aplícate cremas especiales que realicen la misma acción.

-Para prolongar el bronceado, puedes lavar tu rostro con una infusión de te bien fuerte. Pero, como es astringente, después hay que nutrir bien la piel con una leche hidratante

-Puedes usar autobronceador los días siguientes para conseguir un tono más oscuro.

-Ciertas manchas solares pueden aclararse aplicando un algodón fino empapado en una infusión de perejil o jugo de limón.

-Para lograr un color más intenso, es bueno realizarse un peeling corporal 10 días antes de la primera exposición al sol, para retirar de la superficie de la piel las células muertas.

Foto: http://www.azahar-estetica.es/bronceado.html

Post Siguiente:
Post Anterior:

Comentarios